Allen Ginsberg y uno de sus poemas más emblemáticos ‘Aullido’ se dan vida en este documental que corre a cargo de Rob Epstein y Jeffrey Friedman. Directores bastante conocidos por otros trabajos documentales previos, sobretodo el que se llevó a cabo alrededor de la figura de Harvey Milk; se inician con el primer largometraje sobre el poeta. Su siguiente proyecto estará basado en Linda Lovelace.
Uso la expresión ‘se dan vida’ porque pese a la dificultad de generar una película basada en dos secuencias clave, se consigue mediante animación, dibujos y una línea alternativa de rodaje crear un largometraje distendido. Las únicas secuencias de Allen, representado por James Franco; son el primer recital del poema por él y una entrevista que dio después. Este recital provocó su inserción, junto a sus amigos Jack Kerouac y Neal Cassady; en el movimiento beat en 1955 y a la vez le trajo a la palestra junto a su editor por la mala publicidad y controversia que acompañó Howl. Los que hayan leído a Allen saben que sus poemas están cargados de sexualidad, libertad emocional y una técnica libre que en su momento fueron catalogados como demasiado obscenos.
Con lo que para acompañar el casi absoluto monólogo de James Franco se acompañan las secuencias principales de escenas-esbozos del tribunal donde se juzgó la calidad ética de los poemas.
A parte de la línea narrativa de la propia caracterización de Allen Ginsberg, que aunque es sencilla está cargada de emotividad, hermosura y una fuerza lírica total; las imágenes que componen la segunda historia temporal son; sin embargo; nada más que un juicio de valor, valga la redundancia. Se hace evidente la posición de los guionistas y creadores del proyecto; tratando así la liberación del yo literario como efluvio artístico y como pureza sentimental por encima del todo.
Aún así nos encontramos ante una película documental, y también algo de ficción; que se aleja mucho del típico biopic que se esperaba. Tampoco es una descripción del movimiento beat, sino más bien una prueba fehaciente de como algunos textos han marcado un punto y aparte en nuevas generaciones, o igual un punto de inicio. Y en esta película se describe con mucha imaginación y un estilo muy propio.

[95/100]



Crítica: Howl

Anuncios

Un pensamiento en “Crítica: Howl

  1. Gabo dice:

    Estoy esperando ver esta pelicula, porque soy seguidor de James Franco y Milk me encantó. Muy bueno tu blog, estaré atento a tus publicaciones!

    Te invito a visitar mi blog ‘HVHW’. Allí podrás encontrar críticas de cine, pensamientos sobre la televisión, algunos eventos musicales y delirios personales. Bienaventurado aquel que quiera comentar o establecer un amistad blogera.
    http://www.halfvampire-halfwolf.blogspot.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: